Páginas

sábado, 3 de marzo de 2012

LA IGLESIA Y EL PARTIDO POPULAR COHABITAN DETRÁS DE LAS PANACARTAS

Por Pedro Taracena

Rajoy y sus secuaces no saben cómo desprestigiar, anular, criticar, censurar y hacer desaparecer toda acción sindical: manifestaciones, actividades sindicales, manifiestos, octavillas y huelgas. La alianza formada por la Iglesia, el Partido Popular y la patronal CEOE, tiene como coartada bajo perversas fórmulas legales, el recorte de los derechos de la clase trabajadora. No obstante, es preciso recordar a Rajoy y sus secuaces, si sus secuaces, que estos aspectos que ellos no solamente ridiculizan sino que desean extirpar, son derechos humanos, que costó mucha sangre el conseguirlos. Sí, sangre de trabajadores, no de empresarios, ni  de la derecha de burgueses y caciques. Las ocho horas, las vacaciones, el derecho a la huelga, los convenios entre empresarios y trabajadores, el seguro de desempleo, las indenizaciones por despido improcedente y una larga lista de leyes laborable. Todos estos logros, en el caso de  España, han sido conseguidos por la política de la izquierda progresista. El PP heredero fiel del más puro franquismo, no ha legislado estableciendo ni uno de estos derechos. En estos días las hemerotecas nos están ofreciendo  auténticas perlas cultivadas, del ínclito Rajoy y sus secuaces. Una huelga es "injusta y no ayuda a nadie". 

¡¡¡ Qué sabrán Rajoy y sus secuaces de Justicia !!!


CUANDO EL PARTIDO POPULAR SE REFUGIA DETRÁS DE LAS PANCARTAS



No hay comentarios:

Publicar un comentario